Consejos de Tecnología

Como tratar la adicción a los video juegos de sus hijos

No hace mucho tiempo atrás, jugar video juegos era una forma divertida y excitante de pasar las noches. Los niños estaban tan maravillados de adentrarse en el mundo surrealista y alucinante del juego que, una vez terminadas las clases, corrían a sus computadores portátiles.

La excitación de los video juegos no ha desaparecido a lo largo de los años. De hecho, para algunos jóvenes, se ha convertido en algo más abrumador y se ha tornado en una adicción.

Aunque los desórdenes de juego no son algo comunes en todos los niños que les gustan los video juegos, muchos de ellos sufren de acción a los juegos. Aquí están algunos consejos para los padres que quieren tratar la adicción de los juegos de sus niños.

¿Por qué los jugadores de video juegos se vuelven adictos?

Los niños pasan mucho tiempo jugando video juegos. Pero no todos ellos se vuelven o experimentan alguna obsesión. Puede concluirse que pasar una cantidad considerable de tiempo jugando videojuegos no siempre contribuye a la adicción. ¿Entonces exactamente que lleva a la adicción a los videojuegos?

El Dr. Peter Gray, un profesor investigador de psicología en el Boston College, cree que en lo que concierne a la adicción a los videojuegos la cantidad de tiempo de juego no es lo que importa.

Él se refiere a los videojuegos como un pasatiempo. Los niños tienen diferentes pasatiempos: como leer, esquiar, etc. Y cuando un niño dedica tiempo en dominar el chino, por ejemplo, nadie lo reconoce como una adicción.

Pero, como cualquier pasatiempo, los videojuegos pueden ser adictivos, incluso si comienzan a interferir con otros aspectos de la vida del niño. Cuando un niño prefiere jugar video juegos en lugar de dormir y comer, es alarmante.

Aunque, algunas veces, una obsesión con videojuegos puede ser causada por cosas de las que el niño carece. Al transferirse a una realidad artificial, los niños algunas veces quieren llenar los vacíos de la perdida de amigos.

Algunas veces las burlas y el acoso cibernético hacen que los niños elijan jugar videojuegos en lugar de comunicarse con sus compañeros. Sin embargo, el acoso en línea tiene una solución: muchos padres utilizan la aplicación Snapchat spy para monitorear las actividades en línea de sus hijos y prevenir que los acosadores los contacten.

Aunque la obsesión a los videojuegos ayuda a los niños a olvidarse de sus propias preocupaciones y miedos temporalmente, también traen cambios de prioridades, problemas con el manejo del tiempo y la socialización.

Cuando notas que tu hijo se vuelve adicto a los videojuegos, usted necesita tomar acciones para tratar su obsesión correctamente. Continuemos para aprender cómo ayudar a su hijo a frenar su adicción a los videojuegos.

No Detenga La Adicción a los Videojuegos: Aprenda como Controlarla

Si usted nota que su hijo comienza a volverse obsesionado con un video juego, evite ser muy estricto. Quitarle la computadora no es una solución.

La forma apropiada de manejar esta adicción es limitar el tiempo que el niño pasa jugando. Cooperar con su hijo para decidir límites de tiempos confortables, los cuales le enseñaran a manejar su tiempo mejor

¿Como el Control Parental Puede Ayudar?

Otra cosa que puede ayudar a controlar la adicción de su hijo es el control parental PUBG. Tencent, el editor de juegos de batalla de PUBG, ha comenzado recientemente a probar la función. El control parental se introdujo como respuesta a los grandes casos de ciberacoso en los que el PUBG estaba involucrado.

Muchos jugadores de PUBG fueron confirmados como adictos al juego, y un joven de 18 años incluso se suicidó luego de que miembros de su familia se reusaron a comprarle un nuevo teléfono móvil para jugar PUGB mobile.

Este trágico incidente hizo que los desarrolladores del juego dieran un paso adelante para hacer la experiencia de sus juegos más segura.

El control parental PUBG requiere que los padres del usuario menor desbloqueen el juego. El desbloqueo incluye un proceso de verificación que confirma que el jugador joven es mayor de 13 años.

La compañía planea probar el nuevo candado digital en un total de 12 ciudades. El candado digital prevendrá que los usuarios menores de edad se expongan a ciberacoso, violencia y otras amenazas del juego PUBG.

Ayude a su Hijo a Controlar su Juego.

Aunque el control parental es una buena forma de prevenir a los usuarios menores de edad de jugar, no es una solución a largo plazo. El perfecto enfoque es dar a su hijo la libertad y el tiempo para dejar de jugar. Con su constante apoyo y paciencia, el niño será capaz de sobreponerse a la adicción de los videojuegos.

Si está seguro en cómo debería abordar la obsesión de sus niños con los videojuegos, observe algunos consejos a continuación.

  • Establecer restricciones de tiempo para jugar

Establecer límites de tiempos les enseñara a sus hijos a manejar mejor su tiempo libre. Determine una regla que su hijo solo puede jugar videojuegos luego de que la tarea ha finalizado.

Si sus chicos siempre completan las tareas a tiempo, ocúpelos en otra actividad. Pudiera ser ayudándolo con las tareas del hogar o paseando el perro del vecino -cualquier cosa que le haga a sus hijos distraerse de los juegos para hacer algo útil.

  • Establecer reglas firmes pero justas

Es fácil establecer la regla. Pero requiere muchos más esfuerzos para hacer a un chico seguirlas. Una vez el tiempo para juegos ha finalizado, muchos niños adictos comenzaran a protestar e insistir el tener unos 5,10 o incluso 30 minutos adicionales.

Pero usted necesitara mantenerse firme con su decisión. Una vez el tiempo se terminó, el niño no puede continuar jugando. Si ellos lo hacen, háblele sobre las consecuencias de su desobediencia y reducir la cantidad de tiempo de juego del día siguiente.

  • Preséntales a otras actividades atractivas

Al estar cautivado por el juego, el niño algunas veces no considera que otras actividades que pudiera intentar. Pero puede ayudar a sus hijos a encontrar nuevos pasatiempos e intereses.

Por ejemplo, puede llevarlos a juegos de baloncesto a ensenarle algunas técnicas de drible. O puede pedirle que le ayude a decorar un pastel con crema batida.

Preséntele a sus hijos otras formas divertidas de pasar el tiempo. Para que, ellos sean capaces de distraerse de la realidad virtual y aprendan algo nuevo.

Podemos asegurarle, que la adicción a videojuegos es una cosa terrible. Con el apoyo y entendimiento de los padres a su lado, el chico aprenderá como balancear video juegos con la vida real y encontrar tiempo para nuevas personas e intereses.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *